jueves, 2 de diciembre de 2010

Universidad para las Cuentas

Y que más queda, es la misma pseudo-cultura vivida hace tanto tiempo, que con su invisible presencia influye el comportamiento de los grandes intelectuales universitarios, escogidos en base a una meritocracia bien lograda de alineación,estos señores llamados pilares del desarrollo regional, alimentan su ego con la mirada expectante y la flecha sin lanzar de las mentes crudas de sus "alumnos", como también en la aparente necesidad de su imagen frente a algo, no entendí mucho el rol de la universidad y el personal en ella, exceptuando casos en que la integridad estaba por encima del recibo de la luz o de la gasolina de su elegante auto, que avaricia, que egoísmo y vaya que estupidez la de éste sitio, como formar futuro si la mayoría de los que integran en primera instancia la comunidad están ocupados en su propia sombra, cuando se podría pensar, que la actitud de uno de estos servidores debería ser comparada con la entrega fervorosa y ciega de una monja. En cuanto a la producción, que comedia, más inteligencia se puede observar en las abejas haciendo sostenible su panal, por lo menos estas mueren en su convicción, son pocos los casos en los que un proyecto de investigación en cualquier nivel que se de, tiene un enfoque altruista desde la idea inicial, desde la concepción, la mayoría son unos lobos disfrazados de ovejas rosas, el cual se resume en el "yo" no el de freud, sino el del bolsillo, y los estudiantes, estoy seguro que recibirán su cátedra, un sarcasmo, una mirada de superioridad, falsas esperanzas, y muchos trabajos a final de semestre, para llenar el vació cognitivo y la cuenta bancaria de sus docentes, al final ellos y todos solo necesitamos pagar las cuentas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada